LA PUERTA SELLADA QUE NADIE SE ATREVE A ABRIR

En Kerala, India, se encuentra El Templo Padmanabhaswamy, el más rico del mundo, que guarda un gran secreto en su interior.

Sree Padmanabhaswamy es la deidad tutelar de la familia real de Travancore.

Su arquitectura presenta una complicada unión del estilo indígena de Kerala con el estilo tamil.

A la entrada del edificio se puede leer que fue construido a partir del día 964 después del Kali yuga, -período de guerra contra el demonio Kali, alrededor del año 3102 a.C.

Y aunque, ese periodo de la historia es difícil de confirmar, sí existen varios textos hindúes, escritos entre el 500 a. C. y 300 d. C., que hacen mención a este templo, esto significa que podría como mínimo unos 2.500 años.

En los textos se le conoce con el nombre de “El Templo Dorado”, eso nos hace indica que este edificio ya era inmensamente valioso desde tiempos remotos.

Sobre todo, cuando se refieren a él como el templo con las paredes de oro puro.

Este santuario y todo lo que contiene pertenecían a Lord Padmanabhaswamy, y durante mucho tiempo estuvo gobernado por un fideicomiso, liderado por la familia real Travancore.

Pero, la Corte Suprema de la India prohibió a la Familia Real dirigir la administración del templo.

Se sabía que este contenía seis bóvedas llamadas Kallaras, cerradas desde hacía mucho tiempo, pero, fue en el año 2011, cuando la Corte Suprema ordenó a los bomberos y al departamento de arqueología que abrieran las cámaras secretas del templo para inspeccionar los artículos que se encontraban en su interior.

Y, con el fin de llevar mejor la contabilidad, estas habitaciones fueron clasificadas con letras, que iban desde la A hasta la F.

En el año 2014, se descubrieron dos bóvedas subterráneas a las que denominaron G y H, así que actualmente, se tiene conocimiento de la existencia de 8 cámaras, y lo que encontraron dentro de ellas, hace que este templo haya sido considerado el más rico del mundo.

Las bóvedas A, C, D, E y F se abrieron junto con sus antecámaras, y entre las muchas riquezas halladas destacan un ídolo macizo de oro puro de Mahavishnu, de 3 m y medio de altura, con cientos de diamantes, rubíes y piedras preciosas incrustados en él, una cadena de oro puro de casi 6 m de largo, una gavilla de oro de 500 kg, un velo de oro de 36 kg, 1200 cadenas de monedas de oro sarappalli incrustadas con piedras preciosas, una vestimenta de oro para adornar a la deidad de 30 kg, varios sacos llenos de artefactos de oro, collares, diademas y otros objetos.

También piedras preciosas, diamantes, rubíes, zarifos, esmeraldas. Incluso monedas napoleónicas del s. XVIII y monedas de oro del Imperio Romano.

Según el Auditor General de la India, Vinod Rai, que en el año 2014 realizó la auditoría de la bóveda A y sus antecámaras, solo lo hallado en esa cámara A, tendría un peso aproximado de 800 kg.

Guardaba monedas de oro del 200 a.C., un trono de oro puro, con incrustaciones de cientos de diamantes y otras piedras preciosas, de casi 6 m de largo, construido para la deidad, también, coronas de oro con diamantes y otras piedras preciosas, sillas de oro puro, ollas y tarros de oro.

Se estima que el valor total, de lo hallado hasta ahora dentro de todas las cámaras y antecámaras, se estima entre 17.000 y 22.000 mil millones de dólares, eso sin contar el valor histórico de las piezas.

En el año 1971, se despoja, a los maharajás, de su enorme poder, que hasta ese momento, eran los dueños de la vida de sus súbditos.

Fue Indira Gandhi quien abolió todos sus privilegios, incluso el derecho a utilizar sus títulos, aunque conservaron parte de sus riquezas.

Son muchos los que especulan que el contenido que se guarda dentro de la misteriosa cámara van mucho más allá de las riquezas materiales, y eso que están seguros de que solo lo existente en la antecámara de la bóveda B, superará con creces la cantidad de oro y diamantes, encontrado en las otras cámaras.

Dice la leyenda que más allá de la Cámara B, se oculta otra cámara interna construida con gruesos muros de oro macizo, y es ahí donde se esconde el gran enigma, porque, al parecer, contiene el tesoro no material más grande descubierto en la historia del mundo.

¿Es posible que se trate de los conocimientos que poseían los dioses serpientes, prohibidos a los simples mortales?

¿Acaso hay allí dentro un secreto que la humanidad no debe, o no está preparada, para conocer aún? ¿O encierra una enorme fortuna que permitiría aliviar gran parte de los problemas de la India?

En el año 2016, los expertos solicitaron a la corte suprema el permiso para abrirla, pero, nuevamente, toparon con el infranqueable muro formado por los fanáticos creyentes de la maldición y por la familia real, que siguen obstaculizando su apertura.

Actualmente, el templo de Sri Padmanabhaswamy es uno de los edificios más protegidos del mundo, vigilado con los más avanzados métodos de seguridad, aparte de los detectores de metales y las cámaras de vigilancia.

Sin mencionar los más de doscientos guardias bien armados, algunos incluso con armas pesadas.

Aunque está situado en un lugar apartado, de las zonas turísticas más importantes de la India, el templo atrae a miles de visitantes cada año.

Y no se acercan solo por su espectacular arquitectura, sino principalmente por esa tenebrosa, a la par que enigmática puerta

¡Quién sabe las sorpresas que deparará el día que alguien decida abrirla!

 

…(ver vídeo).

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *